Los olvidados

Hace mucho, mucho tiempo, yo escribía en este blog con más o menos frecuencia. Hubo incluso un periodo durante el que llegué a publicar una entrada a diario. Fue uno de esos propósitos estúpidos que uno se plantea. No tardé en fallar, claro. Y como no escarmentaré con facilidad voy a probar algo igualmente absurdo […]